Una médica no se quiso vacunar con la Sputnik V, se contagió coronavirus y murió

Imagen Ilustrativa

El hecho ocurrió en la Capital Federal y abrió debate por la privatización de las vacunas de Rodríguez Larreta. La doctora había ingresado en el listado para vacunarse en la primera tanda pero se negó.

María Rosa Fullone, médica del Hospital Fernández de la Capital Federal, falleció por Covid-19 luego de permanecer varios días internada. Antes se había negado a colocarse la vacuna Sputnik V.

«Era médica generalista del Servicio de Emergencias del Hospital Fernández, había entrado en la primera tanda de vacunación por estar en la primera línea de atención, pero no quiso vacunarse y después tomó turno para el 23 de febrero, pero el 19 se enfermó con Covid«, informaron a Télam fuentes del Ministerio de Salud porteño.

Según el director de ese nosocomio Ignacio Previgliano recién «cuando apareció la publicación de la revista The Lancet, María Rosa decidió vacunarse». Junto a ella había más profesionales que en un principio no quisieron aplicarse las dosis elaboradas por el Instituto Gamaleya de Rusia.

La médica «tuvo una insuficiencia respiratoria, ingresó a terapia intensiva y cuando estaba mejorando, tuvo una hemorragia cerebral y falleció ayer», informaron desde la cartera sanitaria porteña a la agencia estatal de noticias.

Fullone era especialista en Dermatología, madre de tres hijos y hacía más de una década que tenía su propia clínica de Dermatología y Medicina Estética en el barrio porteño de Villa Devoto.

Tras su muerte, familiares y colegas la despidieron con una carta en redes sociales en la que resaltaron que «ella no hacía distinciones, para ella siempre un paciente era una vida, era una familia entera. Un paciente era alguien que estaban esperando en una casa ese día, y sea quien sea había que darlo todo».

«Médica de muchas y de muchos, no tenía horarios para ayudar. Hoy te recordamos con tristeza y con el corazón lleno de orgullo. Fue un ejemplo de mujer, de mamá y de abuela. Hoy terminó su carrera acá en la tierra y comenzó otra en el cielo», expresaron.

ATE denunciará públicamente que faltan vacunas

A raíz de esta noticia se abrieron dos debates en redes sociales. Por un lado, las consecuencias de la campaña anti-Sputnik V que impulsó la oposición Juntos por el Cambio y medios monopólicos afines. Y por el otro, la privatización de las vacunas por parte del gobierno de Horacio Rodríguez Larreta.

En principio, cabe recordar que la Sputnik V, primera vacuna llegada al país, ha sido cuestionada desde un principio a pesar de haber sido aprobada por la Administración Nacional de Medicamentos y Tecnologías Médicas (ANMAT). Ello motivó a que muchas personas, incluso profesionales de la salud, se negaran a inocularse contra el coronavirus.

Te puede interesar: Cristina ya se vacunó con la Sputnik V y alentó la campaña de Kicillof

De hecho, en Salta hubo casos en los que supuestamente profesionales de la salud de Tartagal decidieron no vacunarse estando ya en la fila. Por tal motivo, dijo el gerente del hospital cabecera de la ciudad Juan López, tuvieron que inocular a periodistas y dirigentes sociales  ya que al abrir el frasco donde se encuentra el producto biológico se deben aplicar las dosis que lo componen.

Sobre el tema: Vacunaron a 3 periodistas en Tartagal: la explicación del médico Juan López

Finalmente, tal como se denunció en su momento, Rodríguez Larreta entregó dosis a las obras sociales para que se las aplicaran a sus afiliados, con lo cual el personal de la salud no recibió aún sus vacunas.

«Hay vacunas para las prepagas pero faltan para el personal de salud«, denunció la Asociación de Trabajadores Estatales (ATE) de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Desde el gremio apuntaron al ministro Fernán Quirós e indicaron que «fallecieron veinte trabajadores sanitarios a causa del coronavirus y tres de ellos en la última semana».

Instagram did not return a 200.