Tenía antecedentes, pero estaba libre: golpeó brutalmente a su pareja

La mujer no quiso radicar la denuncia, razón por la cual intervino de oficio la Procuración General. El acusado del ataque ya tenía una condena de dos años de prisión de ejecución condicional desde octubre de 2020.

El fiscal penal Gabriel Gonzalez imputó de manera provisional a un hombre de 46 años por la presunta comisión de los delitos de lesiones leves agravadas por la relación de pareja previa y por el género y desobediencia judicial.

Según fuentes oficiales, en la madrugada del 30 de diciembre el sujeto golpeó brutalmente a su mujer, con quien convive hace 17 años. La víctima tuvo que ser trasladada desde Villa San Antonio hasta el hospital San Bernardo.

Recién el 9 de enero de 2023 fueron analizadas por una médica odontológica, quien ha diagnosticado: «trauma facial por violencia de género. Al examen clínico y por imágenes se observa fractura de arco cigomático izquierdo. Se programa cirugía”.

La mujer dijo que su pareja estaba borracho al momento de los golpes. No quiso realizar denuncia ante sede policial, razón por la cual el fiscal González actuó de oficio al tratarse de una cuestión de interés público.

“El Estado argentino, mediante la aprobación de la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra la Mujer (Convención de Belém do Pará), asumió el compromiso de prevenir, investigar y castigar la violencia contra la mujer, de modo tal que la lesión leve agravada, por estar encuadrada en una situación de violencia de género, podría conformar la hipótesis de interés público”, sostuvo el fiscal.

SOBRE EL TEMA: El femicidio de Agustina Cruz era «prevenible», indicó Simesen de Bielke

Asimismo, es importante señalar que el imputado tenía como antecedente una condena de dos años de prisión de ejecución condicional por el delito de coacción en perjuicio de su pareja. La misma data de octubre de 2020, de modo que en unos meses habría cumplido la pena.

Es de suponer que la situación judicial del hombre imputado por golpear a su pareja sufrirá un agravante. Se demuestra así la incapacidad de un Poder Judicial para aplicar fallos con perspectiva de género.

Esta vez no se consumó el femicidio, como en el caso de la adolescente de Coronel Moldes acribillada a puñaladas por su expareja, sobre quien pesaban denuncias previas. El asesinato de Agustina Cruz era «prevenible», según dijo la fiscal Verónica Simesen de Bielke. 

Facebook Comments Box

About Post Author

Instagram did not return a 200.