Alberto Castillo, un concejal PRO antenas contaminantes

El Concejo Deliberante decide este miércoles si dará o no vía libre a la instalación de antenas telefónicas en los barrios. El rechazo de vecinos y bloques opositores por la afección en la salud.

Alberto Castillo, concejal capitalino por el espacio que lidera Mauricio Macri, presentó un proyecto que pretende “Regular la instalación y mantenimiento de soporte de antenas”. Son 18 artículos que vendrían a modificar una ordenanza municipal y daría curso a la colocación de antenas de telecomunicaciones en espacios públicos y casas particulares.

El edil del PRO fundamenta su propuesta en la necesidad de mejorar la comunicación de la ciudadanía salteña dado que las redes actuales se saturaron. Agrega que “Salta recibe continuamente turistas” y que es ‘necesario’ modificar y eliminar normas actuales por considerar que no tienen una “adecuación a las tecnologías vigentes”.

¿Cómo se aplicaría la norma en caso de aprobarse? El Intendente, en este caso Gustavo Sáenz, sería quien autorizase la colocación de antenas en las plazas, parques urbanos, avenidas y clubes de barrio como así también en zonas cercanas a hospitales, centros de salud e instituciones educativas. Por su parte, los interesados también podrán colocar antenas, por ejemplo, en sus casas o negocios privados en común acuerdo con las empresas de telecomunicaciones.

La Secretaría de Obras Públicas de la Municipalidad será el organismo que se encargue de su aplicación. Dato entre líneas: si se coloca la antena y no cumple con los requisitos, al sacarla se le cobrará el costo al usuario y a las empresas.

Al conocer el proyecto que propone Castillo, vecinos de distintos barrios encendieron alarmas y manifestaron su rechazo. “Pretende dar vía libre a la instalación de más de 50 antenas nuevas, que se suman a las más de 110 antenas ya existentes, antenas que producen ondas electromagnéticas para la salud de la población que vive a su alrededor”, apuntaron al respecto en un comunicado.

Además, los vecinos denunciaron el avance de empresas de telecomunicaciones que instalan las antenas (“torres de muerte”) en los barrios sin consulta previa “entre gallos y medianoche”. Y apuntaron contra los “concejales inescrupulosos que con el pretexto de mejorar un servicio están exponiendo al conjunto de la población de Salta a un alto riesgo de enfermar y morir por efecto de los daños que producen las radiaciones que emiten estas antenas”.

“No estoy de acuerdo para nada con el proyecto del concejal del PRO, de Cambiemos, alineado a Gustavo Sáenz que quiere dar vía libre a que se habiliten cualquier tipo de antenas de telecomunicaciones de telefonía celular en espacios públicos, espacios verdes, clubes sociales y deportivos”, dijo al respecto el concejal por el Partido de la Victoria, Martín Del Frari.

Por consiguiente, Del Frari, quien preside la Comisión de Servicios Públicos, Actividades Comerciales y Privatizaciones, enfatizó que el daño a la salud se daría cuando se coloquen muchas antenas en una misma zona. “Si a algún vecino le colocan una antena en su cuadra, la propiedad esa va a valer mucho menos también”, agregó.

Asimismo Del Frari apuntó que se pretende utilizar a los barrios más humildes para la colocación de antenas y no así en barriadas privadas. “Estamos de acuerdo con que hay que mejorar las comunicaciones, pero lo hagamos paulatinamente y cuidando la seguridad de todos”, agregó el edil.

El proyecto del concejal PRO Alberto Castillo llegará al recinto el miércoles próximo y según evaluaron bloques opositores, cuenta con los votos para su aprobación. Sin embargo, vecinos de distintas zonas continuarán manifestándose en el Concejo Deliberante contra la instalación de antenas en la Ciudad con el objetivo de transmitir su preocupación a los legisladores y las legisladoras.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Instagram did not return a 200.