“Operación Gedeón”, la incursión marítima contra Venezuela que suma 91 detenidos

Se trata de un fallido plan para derrocar al presidente Nicolás Maduro, quien acusó a Estados Unidos y Colombia de ser los propulsores.

Por Nelson David Aguilar

La Fuerza Armada Nacional Bolivariana de Venezuela informó la captura de 39 integrantes de la fallida incursión marítima denominada “Operación Gedeón” en zonas de frontera con Colombia. Con ellos, son 91 los detenidos, según precisó el ministro de Defensa Vladimir López.

Estas nuevas operaciones pusieron de relieve la tensa situación que gira en torno a EEUU y Colombia y Venezuela, cuyos principales objetivos son desestabilizar al gobierno de Nicolás Maduro. La embestida contra el país bolivariano involucra a políticos, militares, ex militares, empresarios, agentes de inteligencia, contratistas y asesores de seguridad.

Desde el gobierno venezolano deslizaron que no descartan la posibilidad de lograr más capturas en los días venideros, debido a que, se presume, hay involucrados libres que no pudieron ser identificados o que al serlos, escaparon y se desconoce su paradero.

Cabe recordar que el pasado 3 de Mayo las Fuerzas Armadas desarticularon una incursión marítima que se desarrolló en la zona costera de Macuto, Estado de La Guaira, por parte de grupos armados procedentes de Colombia y EEUU.

Luego, el 4 de Mayo, una nueva incursión de la denominada Operación Gedeón fue sofocada por las fuerzas de seguridad del Estado venezolano, que le hicieron frente con el apoyo del pueblo organizado en la localidad de Chuao, ubicada en el estado Aragua, informó Tele Sur.

Ante esta situación, la Fuerza Armada Nacional Bolivariana y la Fuerza de Acciones Especial impulsaron la “Operación Negro Primero” en defensa del territorio y la soberanía venezolana.

Entre los recientes detenidos se encuentran  Luke Denman y Airan Berry, dos ex militares de las Fuerzas Especiales de EE.UU., veteranos de guerra y oriundos de Texas. El testimonio de uno de ellos, Denman, permitió profundizar en los objetivos de esta operación, la cual, según dijo, “debía asegurar de tomar control del aeropuerto para que pudiéramos hacer un traslado seguro de (Nicolás) Maduro hasta el avión y llevarlo hacia Estados Unidos”.

Asimismo, ambos capturados confesaron haber sido contratados por la empresa SILVERCORP USA, al tiempo que revelaron su participación en el entrenamiento con 60 mercenarios en tres campamentos en Riohacha, al norte de Colombia.

Por su parte, las fuerzas armadas venezolanas informaron sobre la baja de ocho personas, entre ellos, uno de los líderes de la incursión, Robert Colina Ibarra, alias “Pantera”.

Además, entre los miembros capturados se encuentra el sobrino del mayor general en retiro Clíver Alcalá Cordones, un deportado a EE.UU. que tras ser acusado de narcotráfico, admitió sus planes de movilizar armas a territorio venezolano con apoyo del diputado opositor Juan Guaidó.

Facebook Comments