Los presos fabricaron 300 camas para reforzar el sistema sanitario provincial

También hicieron portasueros, barbijos, máscaras faciales, alcohol en gel y distintos elementos para reforzar los recursos de asistencia por Covid-19.

Las personas presas de su libertad fabricaron unas 300 camas de hierro y portasueros para reforzar el sistema sanitario. Los elementos serán distribuidos en hospitales o centros de salud de distintas localidades de la provincia.

El trabajo de los reos surge de un acuerdo entre los Ministerios de Seguridad y de Salud en el marco de la emergencia sanitaria por la pandemia del coronavirus.

Así fue que la Dirección Industrial del Servicio Penitenciario comandó a los alojados en cárceles la fabricación de elementos fundamentales para evitar el colapso del sistema sanitario provincial.

En otros talleres de laborterapia, los presos fabricaron elementos de bioseguridad como barbijos, máscaras de protección facial, camisolines y alcohon en gel, entre otros, que serán repartidos al personal de seguridad y de la salud.

“Todo el trabajo realizado se hace en el marco del Plan de Contingencia preparado por la Provincia para garantizar la asistencia correspondiente a todos los pacientes que se presenten ante la situación pandémica“, informaron fuentes oficiales.

El Ministerio de Seguridad, por medio de los talleres del Servicio Penitenciario, seguirá trabajando en la elaboración de los recursos que requiera el servicio de salud pública provincial.

Facebook Comments
Instagram did not return a 200.